Dios nunca dejá de amarnos.

Por lo cual estoy seguro de que ni la muerte, ni la vida, ni ángeles, ni principados, ni potestades, ni lo presente, ni lo por venir, ni lo alto, ni lo profundo, ni ninguna otra cosa creada nos podrá separar del amor de Dios, que es en Cristo Jesús Señor nuestro.
Romanos 8:38-39

«Este versículo nos dice claramente que no hay nada, absolutamente nada, que nos separe del amor de Cristo»

Dios no es hombre, para que mienta,
Ni hijo de hombre para que se arrepienta.
Él dijo, ¿y no hará?
Habló, ¿y no lo ejecutará?
Números 23:19

Partiendo del primer versículo.
Nos dice categóricamente que no hay nada que nos separe del amor de Cristo y el segundo nos dice que Dios no miente y no se arrepiente de lo que habló. Así que si alguna duda tenías de que Dios pudiera dejar de amarte. La respuesta es: No. Su amor es irrevocable.

Tal vez nos preguntemos: ¿por qué nos ama Dios? En lo personal, no creo que Dios nos ame porque lo merezcamos. Dios nos ama porque él es amor. Su naturaleza y esencia es amor puro.

El que no ama, no ha conocido a Dios;
Porque «Dios es amor»
1 Juan 4:8.

Voy a poner un ejemplo: Cuando a un hijo se le dice que no debe tomar el cable de tomacorriente porque puede pasar un accidente y a pesar de eso el niño va y lo toma y acto seguido le da una descarga. El niño llora por el impacto y el susto, algunos padres se enojarán y otros se asustarán, pero cualquiera de los dos casos correrán a tratar de rescatarlo y consolarlo. Pero estoy segura de que en ninguno de los dos casos dejara de amar al niño porque cometió una infracción, si lo regañan, es porque temen que vuelva a pasar y que esta vez sea peor y si lo abrazan es por temor de perderlo. Así pasa con Dios, a veces nos da lecciones y a veces nos abraza, y si nos alecciona es por amor y si nos abraza es por amor.

Por qué el Señor a quien ama reprende, cómo un padre al hijo en quien se deleita.
Proverbios 3:12

El que detiene el castigo, a su hijo aborrece; más el que lo ama, temprano lo corrige.
Proverbios 13:24.

Muchas veces tenemos el error de pensar que Dios ha dejado de amarnos por qué cometimos un pecado. A veces la lección cuesta tanto aceptarla que pensamos que es un rechazo por parte de él. El resultado del castigo es sufrimiento, pero también es crecimiento. Dios te ama tanto que te reprende para bien. Pero ten por seguro que jamás deja de amarte, él está ahí en cada paso de tu lección y lo hace con tanto amor y paciencia que su amor se muestra al final del castigo, dando el consuelo y el aprendizaje.

Antes de pensar que Dios ha dejado de amarnos, descansemos en su promesa que él nos ama a pesar de nuestra condición humana, y tratemos de corresponder a su amor teniendo fe, paciencia, esperanza y aceptando las lecciones orgullosos que somos hijos de Dios, en todo tiempo dando la gloria al Padre, aprendiendo a aceptar las bendiciones de Dios cómo también sus lecciones, sin olvidar que él tiene cuidado de nosotros.

Por la mañana hazme saber de tu gran amor, porque en ti he puesto mi confianza. Señálame el camino que debo seguir por qué a ti elevo mi alma.
Salmo 143:8

Al escribir esto, pienso en mí, en que muchas veces yo también caí en el error de pensar que Dios ya no me amaba, en que había cosas que me rebasaban que sentía que Dios se había alejado de mí, y siempre oraba y le decía a Dios: que era horrible pensar que él no estuviera conmigo. Lo peor que podemos sentir es que el mundo se nos viene abajo y no sentir que Dios está con nosotros, siempre he pensado que todo es soportable teniéndolo a él, a veces paso por dificultades y las personas me preguntan porque tengo calma, a pesar que todo se ve mal, mi respuesta es y siempre será: Dios cuida de mí, Dios está conmigo.

Todo lo puedo en Cristo que me fortalece.
Filipenses 4:13

Recuerda lo siguiente: Dios mantiene su promesa de no dejar de amarte y como hijos debemos corresponder tratando de agradar al Padre. Si algún error tenemos también tenemos un padre misericordioso para perdonarnos y seguir adelante en su infinito amor. Dios te ama, nunca lo olvides.

Y nosotros hemos llegado a saber y creer que Dios nos ama. Dios es amor. El que permanece en amor, permanece en Dios, y Dios en él.
1 Juan 4:16.

2 comentarios sobre “Dios nunca dejá de amarnos.

  1. Que inmensa Alegría saber que nuevamente estas escribiendo ansiaba con muchas ganas leer tus sabios consejos. Una vez más has permitido que Dios te utilize como instrumento para anunciar su Gracia y Buenas Nuevas. Gracias por tus oraciones Dios está obrando maravillosamente en mi Vida y en mi Familia. Son muchas las cosas buenas que tengo para contarte. Estoy sumamente agradecido contigo. No dejes de predicar y anunciar este evangelio . Aunque no lo creas millones de personas están siendo impactadas en este momento. Dios te Continúe bendiciendo abundantemente . ⭐️⭐️⭐️⭐️⭐️

    Me gusta

    1. Hola Marvin, me siento muy honrada que escribas, y me siento muy feliz de que las cosas estén obrando para bien en ti y tu familia, recuerda que cada oración es una bendición que obra para bien, tu eres una persona especial, por qué tu corazón es noble y cuando leemos y nos llega al alma es por qué Dios te está llamando, el te dice lo mucho que te ama a ti y tu familia y está esperando que tengas la comunión con el, yo sé que lo haces. Pero te pido que cuando hables con Dios la siguiente vez lo hagas sabiendo lo mucho que te ama, sintiendote amado por un padre. El te escucha y le importa todo lo que tú tengas por decir. Yo seguiré orando por ti y tu familia por qué quiero que sepas que para mí también eres importante.

      Le gusta a 1 persona

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s